#CaraFeliz/#ConsejoLocal

#CaraFeliz / El lado amable de los lunes 

Suena el despertador y tú lo único que quieres es seguir soñando; te levantas con la pila a medio cargar y resignado a regresar a la rutina. Sin saber el motivo, te sientes de mal humor y ves la vida en tonos grises. No hay duda, estás en medio de lo que los especialistas llaman: el síndrome de los lunes.
Gretchen Rubin, autora del bestseller The Happiness Proyect, explica que este “padecimiento” no se trata sólo de una cuestión de ánimos. Comenta en su libro que el estrés del comienzo de la semana afecta todos los aspectos de la persona e implica que ese día se desencadenen ciertos fenómenos con mayor frecuencia que en el resto de los días laborables.
Por ejemplo, según una investigación publicada por el European Journal of Efidemiology, en los lunes ocurren 20 veces más fallecimientos y ataques cardíacos que en el resto de la semana.
“Se puede especular entonces que el estrés que se produce en la madrugada del lunes, por el retorno laboral, sea la causa de los males cardiacos”, señala la publicación antes mencionada.
Otros síntomas que generan el síndrome de los lunes son: la tristeza, el desánimo, la irritabilidad, el cansancio y los problemas de concentración.
Sobre estas sintomatologías, el psicólogo Armando Contreras explica que su origen podría ser causado por la variación del sueño que se vive durante el fin de semana cuando los horarios habituales de dormir y vigilia se modifican, lo que causa una alteración en la secreción de melatonina (hormona que induce el sueño) y de serotonina (que nos mantiene despiertos).
El también experto en programación neurolingüística agregó que otras causas del desánimo de los lunes son: el estrés producido por aterrizar a la realidad, a las obligaciones y horarios, “después de un fin de semana de relajamiento y ocio. A lo anterior debemos agregarle el temor que se origina al tener que enfrentarnos a la rutina y a la escasez de flexibilidad y de momentos de diversión.”
SABER MÁS

Curiosidades de los lunes
En promedio, la gente no empieza a sonreír un lunes hasta las 11:16 AM
Los lunes sólo se logra hacer de 3-5 horas de trabajo productivo
Existe un 50 por ciento de posibilidad de llegar tarde al trabajo
Las personas entre 46-52 años pasarán más de 12 minutos quejándose cada lunes
Los lunes ocurren la mayor cantidad de infartos
El primer día de la semana acoge el mayor número de accidentes viales
Es el día en el que se piden más justificantes médicos para no ir a trabajar
Uno de cada cuatro accidentes laborales ocurre en lunes
Los lunes arrancan las dietas
El lunes provoca que no se pueda dormir bien el domingo
Los trabajadores en lunes son menos productivos, ya que se distraen contándose cómo les fue en el fin de semana.
Fuente: European Journal of Efidemiology
RECOMENDACIONES

Sentirse bien es fácil
Ante el panorama, especialistas recomiendan que para hacer menos “dolorosos” los lunes, lo ideal es pasar las reuniones de trabajo para el martes, desayunar bien, tener un buen ánimo ante las adversidades, salir temprano y siempre tener una sonrisa para aliviar el mal propio y el de los demás.
También sugieren practicar algún tipo de deporte; se ha demostrado que las personas activas sufren menos las secuelas del denominado síndrome del lunes que las que llevan una vida sedentaria. Así mismo proponen evitar tener cerca de la cama campos electromagnéticos (como celulares o radio despertadores).
Plantean eludir los lugares con luz artificial, ya que en estos casos lo más aconsejable es la luz del sol para la producción de serotonina, la cual representa un papel importante como neurotransmisor, en la inhibición de: la ira, la agresión, y la depresión.
También se aconseja
Disfrutar del fin de semana: Descansa, diviértete y relájate. Prueba a hacer actividades placenteras, así el lunes tendrás una sensación de satisfacción.
Resaltar los encantos: Estrenar algo nuevo que te quede muy bien y poner empeño en embellecerte hará que recibas halagos y mejores tu autoestima.
Organiza tus cosas el día anterior: Si el domingo en la noche planeas qué vas a desayunar, eliges tu ropa y organizas el día siguiente, el lunes en la mañana tendrás menos estrés y menos decisiones que tomar.
Levántate temprano: Haz un esfuerzo en levantarte más temprano, esto junto con la organización del día anterior te ayudará a llegar a tiempo a tu trabajo y evitar la cara de reprobación de tu jefe.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s